¿Sabes de dónde partir para trabajar la estrategia de branding o identidad corporativa u organizacional? (2)

2. Identidad Visual

Si la idea planteada en nuestro post anterior se entendió correctamente, se coincidirá en que la parte visual de la identidad debe elaborarse a partir de tener claros los elementos conceptuales. Dicha responsabilidad corresponderá a diseñadores gráficos que son los profesionales que cuentan con las competencias requeridas. Ellos trabajarán en lo que se conoce como IDENTIDAD VISUAL; que es la traducción simbólica de una organización, la parte visual, aquello que se crea para que la entidad pueda ser representada e identificada visualmente a través de atributos tangibles, o sea, por símbolos, frases, comunicaciones o cualquier otra manifestación visual utilizada para que el público la pueda reconocer. Sirve para identificar y para diferenciarse de otras entidades con unas normas de diseño visual, rígidas en su aplicación pero no en su re-elaboración continua, al tiempo que genera expectativas y asociaciones en las personas, lo que permite que sea recordada y a la vez que se destaque.

La identidad visual de una entidad se diseña en base a componentes gráficos explícitos que influirán en el estilo visual como el color (o gama cromática), su tipografía o tipos de fuente, formas y símbolos (expresión no verbal del nombre que muchas veces es una figura icónica que representa a la organización), entre otros, y que servirán para representar la marca.

La tipología general reconoce dos grandes familias: las que centran la identificación visual en el nombre (logotipo) y las que la centran en un símbolo; y en cada una de esas grandes familias se detectan tres grupos, resultando así el siguiente modelo:

Tipos_de_marcas_graficas.png

 

Fuente: Chaves, Norberto (s/f) Identidad corporativa, marca y diseño gráfico. La evolución de los programas de identidad corporativa y la importancia de la precisión en las opciones tipológicas de la marca. Recuperado de: http://www.norbertochaves.com/articulos/texto/identidad_corporativa_marca_y_diseno_grafico

Según los consultores y profesores Norberto Chaves y Raúl Bellucia, referentes mundiales en Comunicación y Diseño, la eficacia identificadora de la marca está en función de la riqueza de parámetros que se tomen en cuenta y en la precisión con que se los satisfaga, identificando catorce de ellos que se deben de tener en cuenta para programar el diseño de una marca[1], los que igualmente pueden ser empleados para realizar una auditoría de una marca ya existente.

Los 14 parámetros son:

  1. Calidad gráfica genérica: ¿Parece diseñado por un profesional o de construcción “casera”?
  2. Ajuste tipológico: ¿Los signos que usa son los convenientes? (tipología)
  3. Corrección estilística: ¿Parece perteneciente a su giro?
  4. Compatibilidad semántica: ¿Identifica bien la personalidad/filosofía de la empresa?
  5. Suficiencia: ¿Tiene una cantidad adecuada de signos de identificación?
  6. Versatilidad: ¿Tiene la seriedad suficiente para llegar a cualquier público?
  7. Vigencia: ¿Utiliza elementos “de moda” que lo hagan envejecer prematuramente?
  8. Reproductibilidad: ¿Sus rasgos soportan la reproducción en cualquier soporte o sistema de impresión?
  9. Legibilidad: ¿El signo se puede reconocer a la distancia o en tamaño pequeño?
  10. Inteligibilidad: ¿Se entiende lo que se quiere representar?
  11. Pregnancia: ¿Tiene la síntesis y sencillez adecuadas para que sea fácil de recordar?
  12. Vocatividad: ¿Se diferencia de su competencia sin que se salga de su giro?
  13. Singularidad: ¿Es único, diferente?
  14. Declinabilidad: ¿Contiene elementos visuales que puedan evocar a la marca por sí solos? (Para ampliar ir al siguiente link: http://www.norbertochaves.com/articulos/texto/la_marca_senal_nombre_identidad_y_blason)

No obstante, asevera Chaves: “Salvo aquellos más universales, de cumplimiento completo y obligado (calidad gráfica, ajuste tipológico, pertinencia estilística), estos planos de condicionamiento constituyen parámetros, o sea, dimensiones de medida variable en función del caso concreto. Esto vuelve disfuncional toda actitud “dogmática” que exija en todos los casos el cumplimiento de todos los parámetros en su valor más alto. Además de resultar prácticamente imposible, pues hay parámetros que se contradicen, resultará ajeno a las necesidades específicas”[2].

Se trata de crear una sólida marca corporativa con una serie de valores de identidad entre los públicos y que el diseño lo refuerce.

[1]Chaves, Norberto y Raúl Belluccia (2005) La marca corporativa, gestión y diseño de símbolos y logotipos. Paidós, Buenos Aires

[2] Chaves, Norberto (s/f) La marca: señal, nombre, identidad y blasón. Recuperado de: http://www.norbertochaves.com/articulos/texto/la_marca_senal_nombre_identidad_y_blason

2 pensamientos en “¿Sabes de dónde partir para trabajar la estrategia de branding o identidad corporativa u organizacional? (2)

  1. Pingback: ¿Sabes de dónde partir para trabajar la estrategia de branding o identidad corporativa u organizacional? (3) | Comunicación y Relaciones entre Públicos y Organizaciones: una apuesta por lo estratégico

  2. Pingback: ¿Sabes de dónde partir para trabajar la estrategia de branding o identidad corporativa u organizacional? (4) | Comunicación y Relaciones entre Públicos y Organizaciones: una apuesta por lo estratégico

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s